miércoles, 28 de julio de 2010

Hola, me llamo Íñigo Montoya


Qué mítica película la de La Princesa Prometida... Hacía tiempo que quería guardar en la Wunderkammer este grato recuerdo. Por cierto, que el grupo del Facebook "Hola, me llamo Íñigo Montoya, tú mataste a mi padre, prepárate para morir" tienen casi 65.000 admiradores... Casi nada. Así que fragmento de Youtube que adjunto. En ella se combinaba perfectamente el género de aventuras, el romance, la fantasía y sobre todo la comedia. Por cierto, no me digan ustedes que el fragmento de la boda no fue copiado después por Mr. Bean en Cuatro bodas y un funeral... (también los adjunto en inglés y español). 
Yo la vi en su día en el cine de verano de La Manga, allá por el año en que debieron estrenarla, que fue el de 1987. Supuso el ascenso de la bella Robin Wright, más tarde Penn y luego ex-Penn y ya no sé si Penn otra vez, aunque nosotras la conocíamos por su participación en aquella serie de setecientos y picos capítulos o más que era Santa Bárbara y que veíamos antes de bajar a la playa. Con su larguísima melena rubia al viento, la actriz, cuyo papel definitivo fue el de la novia de Forrest Gump (1994), interpretaba a la dulce Kelly Capwell.
Como me gusta mucho combinar imágenes con música en la bitácora, aprovecho para poner fragmentos de la fantástica banda sonora de la película que compuso Mark Knopfler y cuyo tema Storybook love estuvo nominado a un Oscar.





6 comentarios:

Athena dijo...

Tengo la BSO ¡en disco de vinilo!

La esgrima... esa asignatura pendiente. Pero con mis brazos castigados por el ordenador, no sé yo si la retomaré.

Wunderkammer dijo...

¡Qué reliquiaa! Tiene que ser muy interesante la esgrima (¿los brazos castigados por el ordenador? Madre mía!)

sushi de anguila dijo...

Otro peliculón estrenado en su día en lo que hoy es Filmoteca murcianesca.... he de decir que me sorprendió mucho y gratamente... y no fui de esos (cientos) que presuemían entonces de haberse leído el cuento antes de ir a verla.... descubrimiento total y afortunado de la bella rubia y el gran Patinkin (que ya años antes había sido la revelación en 'Yentl' y el año antes había sido uno de los dobladores de 'El castillo en el aire' hayaomiyazakiano...). Ya sabéis las dos que a mí me dáis una peli medio decente con espadachines, un guión irónioco e inteligente y una prota como Robin Wright, y flipo in eternum...

Durandarte dijo...

Irreprimible nostalgia, Wunderk. Recuerdo también, con todas sus diferencias, pero con el impulso de la aventura en común, "Willow" o "Lady Halcón". Y ese espíritu, nostalgia de la nostalgia (doble tirabuzón), emparentaría con el Tourneur más aventurero, con Walsh, con Richard Thorpe.
Hoy, en su forma más pura, continúa en el cine de animación.
Saludos y buen fin de semana.

PEPE CAHIERS dijo...

Una película que en su estreno me produjo indiferencia, pero que con el tiempo ha sabido guardar un lugar preferente en mi videoteca.

Ramón Monedero dijo...

Esta película yo diría que es casi una genialidad. Un film tiene la rara virtud de entretener a grandes y pequeños por igual y además, lo hace de manera inteligente y de muy sana lejos de los recursos, bastante más facilones de propuestas más o menos similares como "Shreck".