lunes, 1 de noviembre de 2010

Al pie de la sepultura

Sólo en la vida más pura
los justos comprenderán
a Don Juan
al pie de la sepultura

José Zorrilla, Don Juan Tenorio (1844)

Imágenes: decorados y diseños teatrales de Salvador Dalí.

12 comentarios:

Athena dijo...

Qué buenos ratos pasé viendo el Tenorio con Julio Navarro y su portentosa voz.

PEPE CAHIERS dijo...

La primera imagen, con esa especie de peine gigante en forma de calavera, es impresionante.

Wunderkammer dijo...

Athena: yo también... estoy deseando verlo otra vez.

Pepe C.: Sí, muy chulos los decorados...

Román dijo...

Gracias por el recuerdo del Don Juan de Zorrilla. Siendo niño y hasta los dieciocho años, la veía año tras año cada noviembre en Barcelona, cita tradicional, unida a la fiesta de Todos los Santos, y es una de las cosas que mas añoro. Las últimas funciones que alcancé a ver fueron en el Romea y en otro teatro, ya desaparecido, al principio de la Rambla de Cataluña por el mítico Alejandro Ulloa, que lo declamaba de forma inolvidable. Mi padre prefería el Don Juan clásico de Tirso frente a mi adhesión entusiasta al romántico de Zorrilla..

Wunderkammer dijo...

Román, yo también soy más del de Zorrilla.
Aquí en el teatro Romea de Murcia siempre interpretaron el Tenorio la compañía de Cecilio Pineda y sus descendientes:
http://www.regmurcia.com/servlet/s.Sl?sit=c,371,m,1072&r=ReP-12752-DETALLE_REPORTAJESPADRE
Ahora el teatro está de obras pero estoy deseando que se reinaugure de nuevo para poder ver el Tenorio para Todos los Santos.

Samotracia dijo...

"Llamé al cielo, y no me oyó,
y pues sus puertas me cierra,
de mis pasos en la tierra
responda el cielo, no yo."

¡¡Me encanta esta estrofa!!

Athena dijo...

Me encantan estos fragmentos, pura esencia del Tenorio:

"Por dondequiera que fui
la razón atropellé,
la virtud escarnecí,
a la justicia burlé,
y a las mujeres vendí.
Yo a las cabañas bajé,
yo a los palacios subí,
yo los claustros escalé,
y en todas partes dejé
memoria amarga de mí.
Ni reconocí sagrado,
ni hubo ocasión ni lugar
por mi audacia respetado;
ni en distinguir me he parado
al clérigo del seglar.
A quien quise provoqué,
con quien quiso me batí,
y nunca consideré
que pudo matarme a mí
aquel a quien yo maté."

"Partid los días del año
entre las que ahí encontráis.
Uno para enamorarlas,
otro para conseguirlas,
otro para abandonarlas,
dos para sustituirlas,
y un hora para olvidarlas."

Wunderkammer dijo...

Qué bien aprovechar el acontecimiento para "declamar" aquí un poquito del Tenorio...
A mí me ha interesado el don Juan al pie de la sepultura siendo perdonado por doña Inés. Me parecía que había que salvar al Tenorio de estos tiempos en que lo políticamente correcto y las reducciones simplistas harán que (tiempo al tiempo, por lo que veo) se termine prohibiendo su representación....

carreterae50 dijo...

¡Cuánta razón tienes, Wunderk! Ahora resulta que es transgesor lo que nuestros clásicos trataban con la mayor naturalidad, temas que han conformado la literatura del Siglo de Oro y posteriores. Don Juan Tenorio es una prueba de ello. Por desgracia, estos tiempos que nos están tocando vivir son cada día más anodinos. Pero son los tiempos que nos han tocado, qué le vamos a hacer. Gracias a Dios, siempre nos quedarán los clásicos.

sushi de anguila dijo...

Lo raro es que el Ministerio antes, o la Secretaria de Estado ahora, de Igual-Da hayan permitido que esta obra machista y casi incitadora al estrupo de una menor, donde además hay referencias religiosas contrarias a las buenas costumbres laicas, no haya sido borrada de la faz de la Tierra... y encima hablan de la España esa que ya nadie conoce, que si los Austrias, que si el Imperio, que si un águila en la bandera idéntica la pollo de la del dictador... nada, nada... Qué escándalo que aún permitan su lectura en los colegios, oiga... qué va a ser de nuestros pobres niños, de Dimitri, de Abdelaziz, de Nelson, de Kevin Costner de Jesús, cuyos oídos pieden ser pertubados por ese mensaje retrógrado precisamente en la noche que más esperan de todo el año, ansiosos por vertise de zombies y salir a la calle a hacer cultura, que cualquier cosa antes que quedarse en casa enganchado a la PSP...

POR CIERTO, ¿Y EL TÍO ESE QUE DIBUJA COSAS TAN RARAS, QUIÉN ES?, QUE ME SUENA PERO NO SÉ DE QUÉ...

Athena dijo...

Pues yo he bautizado a tres alumnos míos como Don Juan, Doña Inés y Doña Ana, porque están siempre hablando y tonteando entre ellos. Lo gracioso es que a él le dije que era un donjuan o un tenorio y no sabía de qué hablaba... así que he recuperado mi libro y el lunes lo llevaré a clase y haré que se aprendan un trocito de cada uno de los papeles que les he asignado. Y otro día les pondré el "Madamina" de "Don Giovanni" ;)

Marcos Callau dijo...

Qué obra más legendaria y eterna el Don Juan Tenorio de Zorrilla, siempre será la obra perfecta para la noche de difuntos. Un saludo.