domingo, 20 de diciembre de 2009

No creas con ligereza




"Seas quien seas, que la ofuscación no te lleve muy lejos, ni llegues a perder el seso oyendo el nombre de una rival. No creas con ligereza: Procris te ofrece un lastimoso ejemplo de lo perjudicial que resulta creer sin reflexión. Cerca de los collados que matizan de púrpura las flores del Himeto brota una fuente sagrada cuyas márgenes están cubiertas de césped; los árboles y arbustos, sin formar bosque, defienden del sol, y esparcen sus perfumes el laurel, el romero y el obscuro mirto; crecen allí los bojes necios, las frágiles retamas, el humilde cantueso y el pino arrogante, y las flexibles ramas con las altas hierbas se balancean al blando impulso del Céfiro y las auras saludables... "

Ovidio, El arte de amar (2 a.C.-2 d.C)


3 comentarios:

Durandarte dijo...

Magnífica entrada, Wunderk, sobre este episodio mitológico. Si estupenda es la ilustración que haces del mismo, lo que me ha dejado... (no diré helado, porque con la que está cayendo) boquiabierto es la pieza musical. No conocía a Elisabeth Jacquet de la Guerre, pero me dispongo a remediarlo.

Saludos y gracias

Nictea dijo...

Bella descripción de la flora mediterránea :)

Wunderk dijo...

Gracias, Durandarte, todo un honor, viniendo de quien vienen las palabras. Yo tampoco conocía a esta compositora pero haciendo la bitácora también se va aprendiendo. Y aprender es una de las cosas que más me gusta hacer en la vida. No es de extrañar que esté tan enganchada a esta Wunderkammer, aunque me encantaría tener más tiempo para llevarla más al día.

Nictea, me gustó mucho la descripción... de ahí que eligiera ese párrafo, frente a otros en los que se narra el hecho trágico del episodio mitológico.