jueves, 2 de octubre de 2008

Arquitectura y Moralidad







MAID OF ORLEANS

If Joan of Arc

Had a heart

Would she give it as a gift

To such as me
Who longs to see

How an angel ought to be

Her dream's to give

Her heart away

Like an orphan on a wave

She cared so much

She offered up

Her body to the grave



JOAN OF ARC

A little catholic girl
Who's fallen in love

A face on a page

A gift from above

She should have known better

Than to giver her heart

She should have known better

Than to ever part

Without me
Without me ...
Now listen Joan of Arc

All you gotta do

Is say the right words

And I'll be coming through

Hold you in my arms
And take you

Right away


¿Cuántas veces habré escuchado Arquitectura y Moralidad?
Incontables. Nunca me cansaré.

Recuerdo el impecable video de Maid of Orleans, con Juana de Arco sobre el caballo, en un paisaje de nieve. Las bóvedas y los muros de una arquitectura gótica. Y Paul y Andy jugando al ajedrez delante de una chimenea.

Es uno de los mejores video clips de los años ochenta, si no el mejor, y fue dirigido por el gran Steve Barron, autor, entre otros, de videos tan buenos como el premiado Take on me de los A-ha, Lifeline de Spandau Ballet, Mad World de Tears for Fears o algunos de los Dire Straits.

Por esos años también leí un libro sobre Juana de Arco y Gilles de Rais que me fascinó. Era la contraposición del bien y el mal y hablaba de un amor platónico e imposible, la atracción que sentía el Mal con mayúsculas, representado por el Barba Azul De Rais, uno de los primeros psicópatas más sanguinarios conocidos en la historia, por la famosa santa francesa. El libro cayó en mis manos gracias a mi amiga MMar y a la estupenda biblioteca de su padre. No sé quién sería su autor pero indagando ahora bien podría ser el escrito por Michel Tournier (Gilles et Jeanne, 1983).

2 comentarios:

Athena dijo...

El vídeo de A-ha todavía me sorprende cuando lo veo. Si no fuera por el look ochentero de la chica, podría ser de ahora mismo. Es buenísimo y queda genial con la canción.

Wunderk dijo...

Sí, es de esos vídeos que nunca pasarán de moda.